Ir al contenido principal
síguenos en facebook síguenos en Instagram síguenos en Twitter síguenos en Google+ Sígueme en Pinterest

¿Qué receta buscas en mi blog?


GALLETAS INTEGRALES ESPECIADAS {SIN MANTEQUILLA}

GALLETAS INTEGRALES ESPECIADAS {SIN MANTEQUILLA}
Hace unas semanas publiqué estas ricas GALLETAS INTEGRALES. Tanto me gustaron que he querido elaborar otra receta de galletas integrales pero esta vez especiadas, como las que hice hace un tiempo: SPÉCULOOS y GALLETAS ESPECIADAS {DOLCE SENTIRE pero esta vez SIN MANTEQUILLA. 

GALLETAS INTEGRALES ESPECIADAS {SIN MANTEQUILLA}
El resultado me encantó, se semejan bastante a las que venden en herbolarios y la verdad que son muy saludables.
Te aconsejo que las hagas bien finas, quedarán crujientes y más sabrosas. Si elaboras la masa con un día de antelación y la dejas reposar en el refrigerador, cogerá más sabor, es opcional.
GALLETAS INTEGRALES ESPECIADAS {SIN MANTEQUILLA}
 Cuando hago galletas horneo la mitad de masa y el resto lo dejo en la nevera para hacerlas en días posteriores. Se conserva perfectamente durante 4 días.
La primera "tanda" las hice de 4 mm de grosor y las decoré con unos granos de polen. La segunda las hice de 2 mm de grosor y decoré con sésamo tostado. 
GALLETAS INTEGRALES ESPECIADAS {SIN MANTEQUILLA}
Quedaron más crujientes con un grosor de 2 mm. Deberás tener en cuenta el tiempo de horneado según el grosor de la galleta para evitar que no se quemen.
 Vamos con la receta.

♥1/2 de cucharita de clavo de olor (la medida con el clavo entero)
♥1/2 de cucharita canela molida
♥1/2 de cucharita jengibre molido
♥una pizca de sal
♥1/4 de cucharita de nuez moscada
♥150 gr. harina integral
♥50 gr. harina de centeno integral
♥50 gr. harina de espelta integral
♥ralladura de una naranja grande
♥zumo de media naranja grande
♥1 huevo L gallinas felices
♥30 ml. aceite de oliva virgen extra
♥80 gr. de azúcar panela



  • Tamiza las harinas, quedarán trazas en el tamiz, las incorporas una vez haya pasado toda la harina. Yo también tamizo las harinas integrales.
  • Con ayuda de un molinillo o picadora, muele los clavos de olor, el trocito de nuez moscada, la canela, la pizca de sal, y el jengibre. (Las especias molidas también las incorporas para que se integren bien todos los sabores). 
  • Seguidamente tamiza e incorpora a las harinas.

    • Añade al bol de la harina y especias el resto de ingredientes, es decir, el huevo, el azúcar panela, el aceite y la ralladura de naranja.
    • Mezcla con una espátula y seguidamente con las manos hasta integrar MUY BIEN todos los ingredientes. 

    • Dependerá de la temperatura, pero si vieras que la masa ha quedado algo "pegajosa", forma una bola e introduce dentro de una bolsa unos 15 MINUTOS en el refrigerador.
    • PRECALIENTA EL HORNO A 200ºC.
    • Seguidamente estira entre dos hojas de papel vegetal y con ayuda de un rodillo o botella.
    • Elige los cortadores que más te gusten y forma las galletas.
    • Una vez las hayas dado la forma deseada, ponlas sobre una bandeja del horno y una hoja de papel vegetal o tapete de silicona, para evitar que se peguen. Deja un espacio entre ellas aunque no crecen demasiado.
    • BAJA LA TEMPERATURA DEL HORNO A 180ºC. El tiempo dependerá del grosor que hayas dado a la galleta y del tamaño.
    • Ten presente también la decoración ya que si le pones polen, deberás poner la bandeja en la mitad menos uno del horno para evitar que se queme. Cuando queden 3 minutos, puedes subir la bandeja a la mitad. ¡cuidado con no quemarte!.
    • El tiempo de horneado será de unos 10 MINUTOS como máximo.

    • Una vez tomen color, retira del horno y deja sobre una rejilla hasta que enfríen.
    • Por último, conserva dentro de un recipiente hermético.

    Son ideales para tomar en la sobremesa con una infusión o café.

    Comentarios

    1. Que maravilla de galletas Sil, cuanto tiempo hace que no hago galletas y no es que no nos gusten, al contrario nos encantan, tengo que poner remedio a esto, estas tuyas quedarian deliciosas, ya lo creo, vaya con la pinta que le ha quedado reina, me comería un buen puñado....Bess

      ResponderEliminar
    2. ¡Qué cosa tan buena para empezar la semana Sil! Las galletas caseras me encantan pero estoy me doy cuenta de que hace bastante que no las hago. ¡Tengo que ponerle remedio! Porque son fáciles de hacer y se conservan muy bien en una lata. A ver si me pongo al día con algunas de las recetas que tengo en pendientes antes de que haga mucho calor y no apetezca encender el horno.

      Las que nos propones hoy me encantan. Yo leo saludable y centro toda mi atención. Con polen tienen que estar buenísimas, y con sésamo también. No sabía que la masa aguantaba tanto en el frigorífico. Yo a lo sumo la he dejado dos días y ya estaba con la preocupación encima. De todos modos entre semana no tengo tiempo para repostear, pero es bueno saber que la puedo hacer hacia finales de semana aprovechando la hora de la comida y hornear durante el finde.

      ¡Una gran idea!

      Ya he leído que no soy la única a la que los zapatos le juegan malas pasadas en cada cambio. Ahora parece (y no lo diré muy alto) que los de esta temporada comienzan a darme un respiro y no me hacen rozaduras. Verás cuando saque las sandalias, vamos a por la siguiente vuelta

      ¡Besos mil!

      ResponderEliminar
    3. Al añadirle aromas, le agregas sustancia y al hacerlas más finitas, también son más crujientes, lo que se traduce en una ricura de galletas. Son para comerse unas cuantas y disfrutar de cada una de ellas.
      Bss

      ResponderEliminar
    4. ¡¡Hola Sil!! ¡¡Pero qué ricas tienen que estar!! Crujientes y especiadas, qué maravilla. Además, utilizando diferentes tipos de harinas, panela y aceite de oliva, creo que mejores ingredientes no podían tener. Y por lo que veo le has puesto polen, ¡¡lo tienen todo!! Un dulce mucho más sano, de los que no te arrepientes de haber pecado por una vez, y además, tienen que ser bastante saciantes, pues este tipo de harinas sacian más que las blancas y refinadas. Besitos.

      ResponderEliminar
    5. Silvia a mi me encantan las galletas, aunque no como por supuesto todas las que quisiera, jajaja, pero nunca faltan en mi cocina un par de variedades, me gustan las de avena, suelen ser algo rústicas y eso me atrae mucho más quelas que son más finas. Tus galletas tienen ese aire casero que suele ser garantía de calidad.
      Besos.

      ResponderEliminar
    6. Yo nunca hago galletas pero viendo estas, me han entrado unas ganas!!
      Un besito

      ResponderEliminar
    7. Hola Sil! Creo que ya sabrás de mi debilidad para las galletas... Me encantan! Todas! Y las tuyas aunque no lleven mantequilla se ven igual de deliciosas, las hacen más saludables y eso hace que no tienes cargo de conciencia al comerte la caja entera jaja! Que es lo que me pasa a mi cuando me topo con galletas tan bonitas como las tuyas! Me llevo unas cuantas! Besitos!!

      ResponderEliminar
    8. Deben de tener un sabor tremendo sil!!
      Ideal para desayunar rico!!

      Besos

      ResponderEliminar
    9. Tomaré nota de esta rica y sana receta. Soy una fanática de las galletas y a medida que van pasando los años...jjj...nos tenemos que cuidar mas...Besines!!!

      ResponderEliminar
    10. Hola Silvia, las encuentro buenísimas con las especias, yo soy un poco gafe con las galletas y tengo que ponerme a practicar más para mejorar. Me las tomaría con una taza de té para merendar, y para desayunar.. jeje. un beso, feliz noche :)

      ResponderEliminar

    Publicar un comentario

    ¿TE HA GUSTADO EL POST? ¿ME DEJAS TU OPINIÓN?
    ESTE BLOG NO PARTICIPA EN CADENAS DE PREMIOS -GRACIAS-

    LO QUE MÁS GUSTA

    SOPAS DE AJO AL ESTILO LEONÉS

    Estas sopas me traen muy buenos recuerdos..., en invierno mi abuelo las cenaba casi todas las noches,  ¡le encantaban!, de ahí que a mí me gusten tanto porque muchas veces le pedía que me las hiciera.  Eso sí, siempre le pedía que me las hiciera a la sartén, me gustaba que quedaran 'espesitas', a él todo lo contrario, bien caldosas.

    GANACHE DE CHOCOLATE PARA CUBRIR TARTAS DE FONDANT

    Es una crema de chocolate y nata que habitualmente se utiliza para dar cobertura a tartas, cupcakes y diversos postres. También como relleno de bizcochos.

    PIMIENTOS RELLENOS DE MORCILLA DE LEÓN

    Cuando vi esta receta en el programa de Karlos Arguiñano no tuve duda alguna, tenía que probarla.  En casa nos encanta la morcilla, en especial la de mi tierra, León, si vieras mi congelador "alucinarías", podría montar un negocio, jijiji.